Diez portadas que cumplirán una década (aunque no lo parezca)


PERSPECTIVA CABALLERA', de Sr. Chinarro

‘PERSPECTIVA CABALLERA’, de Sr. Chinarro (VEMMM). El decimocuarto disco de Sr Chinarro fue editado por el sello del propio grupo (Vil Estructura de Establishment Marketing Marketing Marketing). La portada fue obra de la artista Blanca Viñas, que explicaba el proceso creativo en un artículo en la web secretolivo.com: «Antonio Luque me decía que quería algo sincero, borroso, analógico, psicodélico, deliberadamente difuminado, medio oculto, como sus canciones al grabarlas.” La fotografía se tomó en la periferia de Barcelona y Viñas sumergió la película en zumo de limón para deteriorar la imagen: «Las letras de Sr. Chinarro siempre me han parecido enigmáticas y repletas de mensajes ocultos, con múltiples significados, algo que coincide con mi manera de fotografiar.»

SECRET FIRES', de Arizona Baby (Subterfuge)

‘SECRET FIRES’, de Arizona Baby (Subterfuge). Secret fires es uno de los mejores discos que ha dado Arizona Baby. Pocos grupos nacionales tratan con tan buen gusto el folk-rock de raíz americana. Javier Vielba explicaba entonces que antes incluso de que se grabara el disco, ya tenía claro que la portada sería esta imagen de unas llamas ardiendo, y que el fuego sería el concepto que englobaría todo el disco, Un guiño también a una canción de The Gun Club perteneciente a una edicion especial del disco The Las Vegas Story, titulada también Secret fires.

'CENTRO DRAMÁTICO NACIONAL'. de Biznaga

‘CENTRO DRAMÁTICO NACIONAL’. de Biznaga (Holy Cuervo). Parece como si Biznaga llevasen toda la vida en la carretera pero la realidad es que no han pasado todavía ni diez años desde este primer LP. La banda madrileña bebe de las influencias del punk ochentero y con esa apuesta algo oscura ha conseguido tocar en grandes festivales como Mad Cool, FIB, Azkena Rock… La portada de su disco de debut fue obra de Néstor Sevillano, artista total que ha diseñado también para grupos como The Saurs y La Culpa, y que también ha grabado sus propios discos bajo el nombre de YORCHH.

ALLENAS SUELTAS EN SAN SEBASTIÁN', de El Columpio Asesino

‘BALLENAS MUERTAS EN SAN SEBASTIÁN’, de El Columpio Asesino (Mushroom Pillow). La banda navarra ha finalizado este diciembre la que era su gira de despedida, aunque parece que en 2024 todavía tocarán en algunos festivales. Este Ballenas muertas en San Sebastián, que llegó cuatro años después del exitoso Diamantes, también cumplirá diez años en 2024. La portada desenfocada és, seguramente, la más abstracta del grupo.

DA INTELIGENTE', de Los Enemigos (Alkilo Discos)

‘VIDA INTELIGENTE’, de Los Enemigos (Alkilo Discos). Este fue el primer disco de Los Enemigos con composiciones nuevas después de casi 15 años. Y el grupo de Josele Santiago no defrauda nunca; sus catorce temas demostraban que todavía tenían mucho que decir. La portada es del pintor Santiago Bueno, amigo personal del padre de Josele Santiago, y que también colaboraría en algunos de sus discos en solitario, como Conde Duque en directo y Lecciones de vértigo.

'LPIV', de Los Punsetes (Canada)

‘LPIV’, de Los Punsetes (Canada). En noviembre se cumplirán diez años de este cuarto disco de Los Punsetes, que incluía canciones como Tu opinión de mierda, un hit que ya es un clásico del pop español del siglo XX. El grupo siempre ha ciudado especialmente el diseño de sus discos: ha trabajado con artistas como Mirena Ossorno, Johnny Ryan o Joaquín Reyes, mientras que en esta ocasión el artwork y las fotos fueron de Ricardo Roncero y Óscar Pérez.

DOS NOCHES EN EL PRICE', de M-Clan (Warner).

‘DOS NOCHES EN EL PRICE’, de M-Clan (Warner). Este fue el segundo directo en la historia de M-Clan, después del Sin Enchufe de 2001, y se grabó en junio de 2014 con un interesente elenco de artistas invitados: Fito Cabrales, Ariel Rot, Enrique Bunbury, El Drogas, Alejo Stivel, Carlos Raya, Miguel Ríos… El carisma de Tarque siempre ayuda con las portadas, más todavía si hablamos de un directo; actitud rockera y dedo hacia el público.

'BIG CITY LIES', de Sex Museum (Sony)

‘BIG CITY LIES’, de Sex Museum (Sony). Durante sus más de 30 años de trayectoria, Sex Museum nos han dejado diversas joyas en forma de portada. Una de las más recordadas es la de The Fabulous Furry, obra del pintor Roberto Feo, amigo de la infancia de Fernando Pardo. Pero también les ha diseñado gente como Joaquín Ladrón o Álvaro P-FF. Para Big City Lies escogieron al pintor Pedro Poyatos, al que pidieron «algo tipo Metrópolis«. La referencia a Fritz Lang se nota y la portada es preciosa.

'RESITUACIÓN', de Nacho Vegas

‘RESITUACIÓN’, de Nacho Vegas (Marxophone). Resituación recibió en su día algunas críticas negativas, aunque en los clásicos ránkings de 2014 el disco de Nacho Vegas acabó apareciendo en las primeras posiciones. La enigmática portada muestra a dos chicas en situación insinuante, en una imagen probablemente de principios de siglo. «El núcleo de los que hacemos el disco somos todos hombres. Me parecía que faltaban mujeres. Como en todos los lados. Las cuerdas las toca un cuarteto de chicas. Y en la portada sale una pareja de lesbianas», aseguraba Nacho en una entrevista de promoción.

'LA DERIVA', de Vetusta Morla (Pequeño Salto Mortal)

‘LA DERIVA’, de Vetusta Morla (Pequeño Salto Mortal). Si Nacho Vegas suele desatar filias y fobias apasionadas, algo parecido sucede con Vetusta Morla, aunque por diferentes motivos. El sonido tan perfectamente identificable de la banda madrileña entra o no entra, eso es verdad. La Deriva es uno de los discos que mejor les definen en lo musical. En la parte estética, cabe recordar que el reconocimiento a mejor diseño de álbum en los Premios de la Música Independiente de quel año fue para La Deriva. En concreto, para el trabajo que hizo Midori Studio.

Y para escuchar:

‘FIEBRE’, de Biznaga. En este primer disco de Biznaga predomina el punk melódico pero ya se adivina un tono siniestro que explorarán en posteriores trabajos. En Fiebre tanto el arreglo de guitarras como la manera de ejercer los giros de voz nos recuerdan a Parálisis Permanente. También la letra, que describe con detalle axfisiante un malestar físico en carnes propias, recuerda a las tinieblas físicas relatadas en varios temas del grupo de Eduardo Benavente.


‘BABEL’, de El columpio asesino. Después de tocar el cielo de las listas con el disco Diamantes y el archicoreado single Toro, El Columpio daba una nueva vuelta de tuerca en este caso radicalizando la oscuridad de sus sintetizadores en el que era su quinto disco. En el tema inicial, Babel, la voz recitaba imágenes de un mundo en llamas que tienen validez diez años más tarde. Esa combinación de salmo apocalíptico con teclados de graves inquietantes generó algunas comparaciones con los Suicide de Alan Vega.


Leave a Comment