MCD y Niko Vázquez, punk en los albores del Photoshop

Portada de De ningún sitio a ninguna parte de MCD

1991 / Niko Vázquez no solo ha sido fundador y bajista de MCD, miembro de Cancer Moon y Motorsex (entre otros grupos), y animador permanente de la escena punk en el País Vasco, sino que diseñó portadas de diferentes bandas, incluídas obviamente algunas de las de MCD. Nos quedamos con De ningún sitio a ninguna parte (Oihuka) porque quizás sea el disco más importante de MCD y porque coincidió, precisamente, con una época en la que Niko se encontraba en Londres estudiando diseño gráfico.

En una entrevista publicada en la web del sello BCore, Niko explicaba cómo se llegó a aquella portada. Los miembros del grupo aparecían superpuestos sobre una carretera desértica de la que emergen algunas postales de Bilbao. «Conseguí afortunadamente una beca de grafismo de la Diputación para estudiar Comunicación Visual en el Ravensbourne College de Londres. Pero el contacto con MCD era permanente, por eso en la contraportada del disco acordaron poner Niko ‘sigue estando’. La portada, hecha junto a Javi de la Fuente, fue un reto tecnólogico para la época. Utilizamos un ordenador inglés carísimo, Quantel Paintbox, especializado en anuncios de vallas de publicidad, para poder hacer un collage que ahora con Photoshop harías en cinco minutos».

Las portadas de MCD siempre dieron que hablar por un motivo u otro. En Jódete los miembros de la banda aparecían simulando ser dirigentes de ETA a punto de lanzar un comunicado. En el disco de versiones titulado MCD reproducían con cierta gracia la portada del Kick out the jams de MC5. Y Asako pako se ilustraba con unos calzoncillos recortables: «La revista El Jueves la calificó en su día como una de las portadas más horribles de la historia, que era justo lo que buscábamos», aseguraba Niko en una entrevista.

Niko estuvo en MCD hasta 2005 y a partir de esa fecha fue siempre muy crítico con los componentes que decidieron seguir con el grupo. Pera esa polémica, la verdad, ya nos supera. Durante los años 80 y 90 también hizo diseños para algunos grandes del rock español como Eskorbuto, La Polla, Parabellum, Cancer Moon… e incluso intervino en la elaboración de la mítica portada del disco Me gusta ser una zorra de las Vulpes. De hecho, dos de la integrantes del grupo, Loles y Lupe Vázquez, eran hermanas suyas.

Portada de MCD

La canción

‘GORDA’. MCD, el disco que aparece sobre estas línias, es una compilación de versiones de texto libre. Basta ver como en el Roadrunner de Jonathan Richman el estribillo se convierte  en “viva el Papa, mecagüen Dios”. Sin embargo, en nuestro tema preferido, Gorda, una versión del Woman de los punkis británicos Anti-Nowhere League, se mantiene la desazón del original. Una oda a lo efímero que es el amor.