El retorno dorado de Albertucho


Hace un par de semanas, el propio Álvaro P-FF, uno de los grandes diseñadores musicales del momento (Bunbury, Coque Malla, Whisky Caravan, Rulo, Tarque, Sex Museum…) nos recomendaba que nos fijáramos en el nuevo disco de Albertucho: El regreso del perro andaluz. «La edición en vinilo, sobre todo, ha quedado salvaje», nos decía. Un poco más abajo tenéis el vídeo del unboxing que mostraba Álvaro, y lo cierto es que Dromedario Records ha tirado la casa por la ventana con este disco en el que tienes detalles dorados y un vinilo luminiscente. El arte de Álvaro P-FF, además, en inconfundible, tanto en portadas como en cartelería. Todo ello parece el envoltorio perfecto para reforzar el retorno del sevillano Albertucho, que durante los últimos años se había transformado en Capitán Cobarde. Ahora vuelve a los orígenes con un sonido más duro que el que había practicado en los últimos tiempos.

Los que quieran ver en directo la vuelta de Albertucho, lo tienen fácil. El 30 de noviembre estará en Madrid, en La Riviera, y este mismo sábado en la sala Salamandra del Hospitalet de Llobregat. Además, aquí el músico andaluz tendrá de teloneros a Perfecto Desorden, grupo de pop-rock del Hospitalet con el que seguro que comparte influencias de bandas como Extremoduro o Marea. Perfecto Desorden, formado por voz, guitarra, bajo, piano, batería y saxo, destaca por un directo potente y en su web puedes escuchar algunos de los temas que han compuesto hasta el momento. No os los perdais.

Y para escuchar:

‘LA MANZANA PROHIBIDA’. La fórmula de la poción mágica del flamenco rock no es única y Triana pone dos cucharadas más de rock progresivo, Raimundo unas gotas de blues y Medina Azahara le insufla un aroma épico. Albertucho rodea a su voz dotada de quejío de unas guitarras que no desentonarian acompañando a Rosendo, y el resultado también te devuelve a la vida. Este tema que aborda el amor platónico es buen ejemplo, e incluso en el estribillo hay una aceleración en el tempo que le deja cerca de un sorpredente flamenco punk.